7 – El sueño de los ríos de la vida

 

        El sueño de los ríos de la vida. El anhelo de los novios. El decrépito de las ascuas que se apagan. El sinuoso ronroneo de la respiración de un bebé durmiendo. Las buenas vibraciones de aquel sol cálido a través del parabrisas de un coche frío que viene de la penumbra. La espera inquietante de si es un sí o un no. La margarita deshojada. El resultado negativo de la prueba del SIDA.

El sueño hecho realidad de venir de un país muy pobre, vivir en otro más rico y poder traerse a toda una familia al completo, mujer e hijos. La cura milagrosa de una enfermedad incurable. El saber la respuesta a la pregunta del millón. La lotería ganada. Los millones llovidos del cielo. Felicidad al mil por mil. Sueños que llegan de la nada, se materializan y se hacen realidad. Lunas, soles y planetas. Niños sonriendo en una nación imaginaria que no existe en una realidad no deseada. Un ser extraño dentro de un cuerpo humano. El querer mejorarlo todo. Ser el mejor no por el simple hecho de ser el mejor; ser el mejor para que todo sea mejor para todos. Todos en un círculo, marcados  por el placer de vivir la vida. Vida y muerte. Todo dentro de ese círculo. Millones de almas agónicas claman contra la injusticia. Su voz asciende hacía un cielo lejano, se pierde en un fondo oscuro, negro. Es el infinito que lo rodea todo. Finito e infinito. La voz sigue hacía arriba, más arriba. Al final se funde con todas las estrellas. Todo vuelve a ser lo mismo. El camino es el que nuestros ojos ven y luego el que no ven. Todos acabaremos igual. Polvo y cenizas. La muerte dará origen a otras vidas. El polvo de las almas se unirá en un duelo a vida o muerte. La voz fundida con el Universo cambia de tono y de forma. Los gritos de desesperación pasan a ser un susurro sordo en un inconmensurable espacio perdido. El tiempo no existe. Pasado presente y futuro se han fundido en uno solo. El ayer es el hoy, el hoy el mañana y el futuro es el ayer. La línea de nuestros sueños es un río vasto e inmenso. Las orillas van plenas de gente que quiere coger el barco que lo atraviesa. Muy pocos lo consiguen. Son sueños. Sólo eso, sueños. Los pocos privilegiados que consiguen un ticket están contados en los dedos de una mano. Es un billete sólo de ida. Si te montas ya no podrás volver a viajar. No podrás regresar a la realidad diaria de lo humano y material. Los que se quedan no se lo imaginan. Se pelean por conseguir algo para luego traérselo consigo. No lo saben, pero una vez viajado al país de ese sueño no podrán volver a ser los mismos. Sus interiores se habrán transfigurado en una persona diferente. Una vez saboreado las mieles de lo soñado, todo lo demás les sabrá a poco. Queridos sueños despampanantes. Sueños milagrosos de deseos. Éxtasis de placeres banales. 

El autentico sueño es el que se vive a cada instante o momento diario. El verdadero sueño es el dolor de nacer y el dolor de vivir. El sueño real es el sueño de la vida. Es amar, tener amigos, aceptar lo que a cada uno nos ha tocado. Los sueños, que bonitos son los sueños. El conseguir un sueño no es soñar. El conseguir un sueño es trabajar por él; el querer conseguir algo de verdad; el luchar como humano por lograrlo. Los sueños viven en el país de los sueños. Nosotros vivimos en al país de las realidades. Nuestras mentes trabajan en ilusiones pasajeras. En un momento dado lo queremos todo, pero queremos todo lo que ansiamos tener. También hay que querer lo que no deseamos tener. El querer las dos cosas es lo que nos hace más personas. Nadie querría un familiar enfermo, ni un hijo muerto, ni un miembro amputado, ni un día nublado, ni pasar calor, ni frío, ni ver injusticias, ni ver como el ser humano se comporta como inhumano. No querríamos ver la parte oscura de nosotros mismos. Tenemos que aceptar lo blanco y lo negro, el día y la noche, el sol y la luna. Tenemos que aceptar que irremediablemente moriremos. El sueño de la vida no es un espejismo. La vida en un sueño sí que lo es. Si vivo soñando no vivo. Si sueño viviendo puede que viva. Aceptaré mi realidad y la realidad de los demás. Cuando mi alma sea libre soñaré por la noche. Cuando mi espíritu no inquiete a nadie. Yo solo en mi Universo propio. Aislado de vibraciones negativas. En la noche de todas las noches mi ente libre viajará a donde le apetezca. Sin ataduras. Sin daños. Sin malos rollos. En esa noche me escaparé durante unas horas y seré otro. Seré lo que yo quiera ser. Poseeré todo lo que yo quiera poseer. Arreglaré mundos enteros repletos de injusticias. Amaré a todos los Caprichos que se crucen en mi sueño. Pelearé contra las fuerzas del mal. Las venceré y seré el rey de las cosas bien hechas. Robaré a los ricos para dárselo a los pobres. Haré de resucitador y devolveré la vida a quien se la quitaron sin razón alguna. Las madres serán felices con sus hijos, y éstos también con ellas. Borraré de la faz de todos los sitios la pobreza, la ignorancia y la superstición. Me convertiré en un sueño. Soñaré que soy un sueño que intenta cada noche arreglar el mundo. De paso me daré alguna pequeña satisfacción personal. Repartiré caricias y besitos muy dulces. Un poco de felicidad para muchos; mucha felicidad para unos pocos. Mundos mejores en la noche de todas las noches. En el sueño de todos los sueños. Mujeres y hombres, hombres y mujeres. Todos juntos unidos en el campo sembrado de la esperanza. Peleando contra la desesperanza de un incierto futuro. Todo tiene que ser mejor para las próximas generaciones. Por lo menos lo intentaré en la noche de los sueños. Sembrar para recoger, perder para recuperar, morir para vivir. Nuevas vidas vendrán de aquí a poco. Soñando las veo que palpitan en la nada. Vidas deseadas por otras vidas. Señuelos de felicidad. Sedosas ilusiones que continúan a una y a uno mismo. Trozos de vida perdidos en un suspiro de deseo.

Seré el soñador que sueña todas las noches que arregla el mundo.  

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s